Zpu - Mi caja de los truenos

Producido por: Dase

Letra de Mi caja de los truenos

Somos fruto de las hojas deshojadas, desterradas a los márgenes,
vivimos en cunetas refugiados. Pasamos por las cárceles,
las luchas de los renegados.
Ausentes de las miles de miradas que no ven, sino

¿Quién va a tocarte cuando yo no esté?
Ya no estoy y no puedo figurármelo.
Dame un caramelo, dulce pero no me engaña
es momentáneo, petróleo en el océano

Cayendo en tiras finas hacia un lecho que no será el tuyo.
Bailando con las olas olvidado.
La vida me moldea como plastelina.
Millones de cristales de esta lluvia fina.

Aquí nada parece lo que es, descalzando mis pies,
dos por cada tres, sin oxígeno.
Di que no me quieres, yo tampoco. La jaula del loco.
Al pie de la montaña como el Corcovado.

Si me evado es que no puedo, que no quiero pero tiro al monte,
como una puta cabra. Dime dónde.
No te creo (nada), no me creo (calla),
No te creas (¡Para!), maldita obsesión, dame una medalla

Que si no viene de oro no la acepto.
Antes muerto. Hablo dialectos que yo solo me conozco.
Me ofusco, mi mente es un rosco, un círculo,
un crepúsculo y un nudo en el ocaso.

Todo está pasando en un segundo,
imprimo mi filmografía en bombas de racimo,
me redimo en el desánimo.
Luego me sobreestimo pensando en el nosotros. Yo soy mi peor enemigo.

Y mi mejor amigo se murió, no tengo ni puta idea
de cómo se lo llevó la marea; que ojalá me vea,
me tire un salvavidas o una soga,
me sane o me de droga.

Me tire al precipicio o me dé una clase de yoga,
yo no estoy dispuesto a rogar en esta sinagoga.
Yo debo ser Dios, también Lucifer,
tú sin ver cáncer en mi tos, el fin de mis yos, solo luz y ser

Una muerte, puras estadísticas.
Imagina lo lejanas que se quedaron tus críticas.
Tengo que atenderme es mucho más importante.
Tengo que sanar el odio que llena mi instante.

Tengo que acabar contigo, pesas demasiado,
tengo que hacer mis recados, tengo que hacerme regalos.
Tengo que querer pero es que enterré mis fuerzas,
tengo que escapar de mis inercias.

Quiero que me ayuden sin pedir ayuda, estoy haciendo avances:
me trabajo concienzudamente, me voy dando el chance.
Trances para no dormir, mi demonio es Buda,
cuento mi ruptura como lloro mi romance.

[Estribillo]
Que yo ya me he cansado de sufrir y a parte de mi le gusta,
quiero no mentirme eso me asusta.
Quiero que la fusta deje paso a las caricias,
quiero que las gracias digan: ‘Hola’ a la noticias,

A malas y buenas. Que las penas sean menos.
Sé que está en mis manos, mi caja de los truenos.
Aceptar el daño que no sea un espejismo.
Necesito abrirla me lo debo a mi mismo.

Somos fruto de las hojas que cayeron en pleno verano,
rana en el pantano un espartano sin ejército
y si mi mayor amor ha sido el léxico,
por eso no te supe amar, viviendo en el pretérito.

O en el futuro, no sé qué será peor,
no sé qué es ser un peón, no quiero saberlo ni siquiera,
ni quisiera que entendieras a que me refiero.
Que nadie me entendería me dijeron, ni allí donde caben todos.

¿Cómo quemaré mis tronos?
Esos que me construí para no estar conmigo.
Harto de mi ombligo de hierros a que me aferro,
de manos quemadas, harto de vagar en mi destierro.

Ese fue mi error, ciérrame ventanas;
miraré por la rendija en las persianas.
Quiero estar oscuro, quiero luz,
quiero ser un Caballero de la Rosacruz, quiero me quieras tú.

Quiero que me mires a los ojos y que vuelvas,
quiero al chico positivo que anda en las tinieblas.
Quiero que te jodan, que te jodan mucho,
quiero que tanto joder se vaya si me ducho.

Quiero me escuches si te escucho, no sabes lo que lucho
para no caer, para sí cambiar ¿Te lo cuento?
Deformo lo real, me lo llevo a lo grotesco,
pierda, gane lo que pierda, man yo no lo acepto.

Soy dueño de mi intelecto y de mi razón,
no de mi trayecto, no sé de emoción más que me desborda.
Que mi locura es gorda y en hordas me ataca,
no he salido pero tengo cara de resaca.

Debe ser la marca de mi alma opaca, estanca,
huele porque estoy saliendo de aquella cloaca.
A veces bajo ya me la conozco,
abrazo mi locura y me hago un rosco.

No quiero de ti y de tu quiosco, sin Dios en la barraca, sin ofrendas.
Dicen que debo soltar las riendas.
Jugando a las prendas me quedé desnudo,
soy un cabezudo, me choqué en un muro de leyendas y de fantasías.

Confundí mis sueños con mis poesías,
dicen: ‘Deberías’, pero no me nace.
Sueño pero el sueño siempre se deshace.
Como desenlace: ya me quitaré mis tonterías.

[Estribillo]
Que yo ya me he cansado de sufrir y a parte de mi le gusta,
quiero no mentirme eso me asusta.
Quiero que la fusta deje paso a las caricias,
quiero que las gracias digan: ‘Hola’ a la noticias,

A malas y buenas. Que las penas sean menos.
Sé que está en mis manos, mi caja de los truenos.
Aceptar el daño que no sea un espejismo.
Necesito abrirla me lo debo a mi mismo.

[Puente](x2)
Abro de mi pecho a mi espalda, dejaré que salga mi odio mi veneno.
Mi caja de los truenos.
Si mi demonio duerme, quiero que me mire
tengo que empezar a verme.

Escucha la canción

Trabajos relacionados